top of page

MITOS SOBRE EL MASTERON (DROSTANOLONA)

MITOS SOBRE EL MASTERON (DROSTANOLONA)


AFIRMACIÓN 1: EL MASTERON FUNCIONA PARA PEVENIR LA GINECOMASTIA COMO ANTIESTRÓGENO

FALSO. Aunque con matices. Es impactante descubrir que, incluso a día de hoy, no se sabe a ciencia cierta el papel que desempeña el receptor androgénico en los cánceres de mama, que usamos como analogía con los procesos de proliferación celular en ginecomastia; pero el hecho de que se empleara drostanolona como medicamento en el cáncer de mama, aun cuando la propia FDA aprobara su uso citando su mecanismo de acción como anti estrogénico, no describe la realidad, es más, induce a confusión. La drostanolona es un potente andrógeno, pero no estaría catalogado en ningún caso como antiestrógeno en sí mismo, como sí lo está el tamoxifeno (bloqueando la acción del estrógeno en algunos tejidos, compitiendo por el receptor) o los inhibidores de la aromatasa (inhibiendo la conversión a estrógeno de la testosterona al bloquear la enzima conversar: aromatasa). ¿Entonces, por qué se usó?. Inicialmente, se pensó que el Masteron, sería un fármaco eficaz como tratamiento en el cáncer de pecho, con la reducción o inhibición competitiva de los receptores de prolactina o de los receptores o la producción de estrógeno. ¿Es así?: pues lamentablemente no exactamente.


Por un lado ejerce cierto efecto "regional"; pero es un efecto ya de por sí muy débil. Para ilustrarlo imaginad una caja cerrada a presión con 2 mitades divididas por una placa metálica deslizante y 2 tapones para poder rellenar cada mitad por separado. Al inicio, en una mitad hay un compuesto ROJO y en la otra mitad un compuesto AZUL: 50/50.

¿Qué pasará si abro una tapa para meter a presión más compuesto AZUL?, ¿el ROJO desaparecerá?...pues obviamente no, pero el efecto de presión al haber más compuesto azul, hará que la placa metálica se desplace y el líquido azul gane espacio dentro de la caja. Pues algo así supone saturar de andrógeno un tejido rico en estrógeno. De modo directo, la drostanolona solo parece influir, y de forma muy reducida, sobre el receptor alfa del estradiol (existen dos receptores estrogénicos, siendo el otro, el receptor beta); pero no posee influencia suficiente para ser catalogado como anti estrogénico, de hecho, lo sería en igual medida (casi nula) que el brócoli, planteado tiempo atrás como potente anti estrogénico en forma de extractos concentrados de indole-3-carbinol. Pero sí pareció tener una función positiva: al actuar sobre el receptor androgénico de manera competitiva con la testosterona, producía un desplazamiento de ésta en el tejido mamario: reducir la cantidad de testosterona o boicoteando su acción en la glándula mamaria es positivo si tenemos en cuenta que la testosterona SÍ puede aromatizar y acabar como estrógeno. La jugada consiste en un efecto de “aparta que estoy yo” de la drostanolona que NO aromatiza, frente a la testosterona que sí lo hace. Sería un efecto moderado, y siempre dependiente de emplear otros compuestos VERDADERAMENTE antiestrogénicos: inhibidores o SERMS.

MASTERON, ¿AFECTA AL CABELLO?


AFIRMACIÓN 2: EL MASTERON NO POSEE ACCIÓN ANABÓLICA, O ES TAN REDUCIDA QUE NO HA DE TENERSE EN CUENTA.

FALSO. Y afirmar esto demuestra un desconocimiento absoluto de su mecanismo de acción e ignorancia acerca del funcionamiento mismo de los esteroides sintéticos. El Masteron es un derivado sintético de la DHT, como la mayoría de esteroides, dicho sea de paso. Pero a diferencia de la metenolona (primobolan), oxandrolona o en menor medida, estanozolol, conserva en gran medida, tanto la estructura como gran parte de los efectos de la DHT. En esto se parecería a la mesterolona (provirón), pero aquí acaban sus similitudes, ya que la drostanolona es “otra especie” cuando hablamos de esteroides. La DHT en origen, debería ser muy anabólica, como también el provirón. Sin embargo, la enzima 3α-HSD (3α-hidroxiesteroide deshidrogenasa )la inutiliza, al ser la DHT un sustrato sensible a su acción, haciendo que antes de poder llegar al receptor, haya perdido el 100% (literalmente) de su potencial anabólico. Lo mismo sucede con el Provirón, que aunque ofrece otras rutas para contribuir a la hipertrofia en presencia de otros andrógenos, por sí mismo es tan potente como un Renault Twingo. La drostanolona, dentro del grupo, es la hormona más molona (por algo se le llama MASTER) y posee una especificidad estructural que le permite, aun guardando aún propiedades puras DHT, resistir al metabolismo de la 3α-HSD, pudiendo desplegar efectos anabólicos y no solo androgénicos. Así, la introducción de un grupo metilo en el carbono 2 (alfa) a la estructura de la DHT, le confiere este status único de DHT-anabólica. ¿Cuánto de anabólica?, pues depende, porque a la hora de evaluar este aspecto, ni siquiera hay unanimidad para cada esteroide, como para andar comparándolos; pero no es exagerado afirmar que, miligramo a miligramo, su potencia anabólica alcanzaría el 80% de un esteroide propiamente anabólico como el Primobolan.

MASTERON. ¿ESTEROIDE SUAVE?

AFIRMACIÓN: EL MASTERON SOLO DA ASPECTO, NO MASA; POR ESO SE USA SOLO PARA COMPETIR.

FALSO. Pero su gran carácter androgénico, esconde sus más modestas virtudes anabólicas. Cuando se tienen muchas opciones para conseguir un mismo resultado, escogemos la opción más evidente, la que mejor podemos entender. Por ello, y partiendo de un uso en el que la testosterona está presente, el Masteron no es una opción evidente para nada en especial: ¿Quieres masa muscular?. Nandrolona. ¿Quieres lo mismo de antes pero sin bajones emocionales ni el aspecto blandito de un achucharle oso de peluche?. Primobolan. ¿Eres un rebelde y lo que te gusta es el aspecto “andro”, de dureza muscular y piel de escroto, sin importar perder amigos, pareja, trabajo y amigos por tus idas de cabeza?. Trenbolona. El Masteron es el bueno en todo, pero sin parecer excelente en nada. Por ello, sus efectos a la hora de ganar masa muscular, siempre se han tenido por bajos, porque se ha empleado en conjunto con otros esteroides tan especialmente anabólicos que resulta imposible percibir su contribución a la ganancia en la báscula; y si a esto le unimos que pertenece a esa clase de esteroides que no producen edema ni aumentan esa sensación casi orgánica para muchos de “bombeo” muscular…pues nos encontramos con el esteroide aparentemente tímido que rara vez alza la voz. Es ese esteroide que lego sale en las noticias y sus vecinos hormonales dicen: “pues no lo esperábamos, nos parecía un esteroide normal, ya sabes…haciendo lo que se supone que hacen los esteroides normales. No sospechábamos que fuera a ponerte cachas”. Es por esto, que la combinación en dosis modestas de testosterona y masterón funciona tan bien (haré un PODCAST específico), porque añade potencia anabólica y androgénica a las características propias de la testosterona. ¿Y por qué se usa con trenbolona en competición?. Porque posee varias peculiaridades, que un competidor sí aprecia. Por su parte, la trenbolona (como también el estanozolol) posee la propiedad de hacerte parecer por debajo de tu % de grasa corporal real , pero cuando ya estamos realmente apretados, lo que aporta es esa apariencia “agresiva” sobre los músculos, como si las fibras estuvieran más tensas que el Ministro de Defensa ruso tras decir “esto lo hacemos en dos días y sin disparar”. Sin embargo, el Masteron funciona (y no es algo evidente, pero son estas sutilezas las que marcan diferencias) de manera menos notoria con un porcentaje graso más alto, y siempre que hayan otros esteroides en la ecuación actuando al mismo tiempo. Sin embargo, en competición, con % de grasa muy por debajo de dos dígitos, el Masteron sigue aportando un aspecto característico de dureza, rocosidad y densidad, precisamente en el entorno en el que la trenbolona ya no aporta ningún extra. Por lo que, en lugar de aumentar trenbolona, lo que no daría más que efectos secundarios y produciría esos efectos tan característicos de “piel de plástico” y músculos gomosos, el Masteron, por fin, puede lucir como merece. ¿Quiere decir que el Masterón solo sirva en competición?. NO, DE NINGUNA MANERA. Pero perdido en combinaciones de varios esteroides, es en la tarima donde puede exhibir sus efectos reales, que siempre estuvieron ahí pero nunca pareció importarle a nadie.

489 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo

1 comentario

Obtuvo 0 de 5 estrellas.
Aún no hay calificaciones

Agrega una calificación
Obtuvo 5 de 5 estrellas.

Siempre ha sido mi aas preferido

Me gusta
bottom of page